Región Norte Grande

Portal de Noticias para la Region Norte de Argentina.

Viernes 14 de agosto de 2020

Norte Grande: La ministra de Seguridad no cree en el combate al narcomenudeo (bagayeros) en la frontera del NEA-NOA con Bolivia y Paraguay

Sección
Políticas Públicas
Fecha de publicación
10 de enero de 2020

La ministra de Seguridad, Sabina Frederic, analizó la gestión saliente de Cambiemos en dicha área y, por otro lado, contó cuáles serán los ejes de la cartera a su cargo.

“La gestión de seguridad durante el gobierno de Cambiemos sobreactuó gran parte de las políticas”, aseguró la funcionaria quien acotó “Se puede ver desde el lugar que tenía la ministra Bullrich, la permanente divulgación de protocolos y reglamentaciones que eran todas controversiales, y que se sabía que iban a producir debates”.

Para la funcionaria, “Era una forma de ver la seguridad en agenda todo el tiempo. Y al mismo tiempo una dificultad muy grande por determinar cuál fue la eficacia real de esas políticas. Eso se ve, por ejemplo, en uno de los temas que hizo eje Cambiemos, la lucha contra el narcotráfico, que se hace desde hace muchos años en Argentina. Y una Argentina sin narcotráfico no es algo que se haya alcanzado con ese gobierno”, dijo y acotó “Lo que hubo fueron más decomiso y allanamientos, pero no hay un resultado claro de esa política. Todos estos años la persecución ha sido principalmente sobre el narocomenudeo”, en la frontera del NEA-NOA con Bolivia y Paraguay, ambos países productores de cocaína y marihuana.

Sobre los ejes de su gestión, comentó “El Ministerio de Seguridad de la Nación tiene cuatro fuerzas federales, Gendarmería, Prefectura, Policía Federal y la Policía de Seguridad Aeroportuaria. No todas tienen actividades en lo que se llama seguridad ciudadana. Nosotros tenemos pensado, por un lado, fortalecer fundamentalmente lo que es la investigación criminal, ahí hay varias cosas por hacer. Por ejemplo, reconvertir la Policía Federal, que está en ese proceso, no es que no se hizo nada en estos años. Se avanzó, pero tenemos que revisar lo que se hizo. Aparentemente la formación básica de esos agentes se movió hacia la investigación criminal, la Policía Federal no tiene territorio y tiene que dirigirse hacia ese lugar. Hay áreas que ya trabajan sobre lavado de activos, laboratorio de criminalística. Todo eso hay que fortalecerlo y es clave articular las áreas de investigación de todas las fuerzas”.

La ministra dijo que la Seguridad de la Nación tiene que dirigirse hacia lo que es el delito complejo y organizado. “Y no como estos años centrados en la persecución del narocomenudeo y de consumidores”, disparó.

“No va a ser fácil evitar la competencia entre las fuerzas, hay que buscar la forma de articulación. Gendarmería también creció mucho en ese terreno y defiende lo que tiene. Tenemos que fortalecer también la política federal, de diálogo con las provincias a través del Consejo Federal de Seguridad Interior. Escuchar demandas y producir políticas que estén también dirigidas a las especificidades de cada región, que no son las mismas”, acotó.

También puso el foco en revisar todo lo que es la política de seguridad de fronteras e hidrovías. Y habló de una política de articulación con la Aduana y Migraciones en los pasos fronterizos, evitar la persecución del pequeño contrabando (bagayeros), principalmente en algunas regiones como la zona de Aguas Blancas, Río Bermejo, en la frontera con Bolivia.

Sin embargo, sobre la gestión anterior remarcó: “No todo lo que hicieron estuvo mal. El Plan Nacional de Seguridad para la reducción de femicidios en principio se mantendría. Aparentemente hay un trabajo que está bastante bien hecho con la Corte con todo lo que son los datos de femicidio, hubo un mejoramiento de la información y un seguimiento del proceso judicial también. Es un trabajo que lo que hay que hacer es mejorarlo pero no eliminarlo. Lo mismo con las estadísticas, hay un trabajo que no alcanza pero lo que se hizo no está mal, hay que profundizarlo”.

Por último, la ministra se refirió a cómo se deconstruye el discurso de mano dura implementado durante estos cuatro años. “Hay una tarea, que no es solo hacia la sociedad, de explicar que los problemas emergentes obedecen a diferentes causas y que atacarlos por el uso de la fuerza o el encarcelamiento en el corto plazo parece que lo resuelve, pero en el mediano plazo no”.

Buscador

Envíe esta noticia a un amigo

Puede enviar la noticia a varias personas separando las direcciones con comas.

Desarrollado por 27Sur